El endeudamiento de los sectores populares: ¿inclusión financiera deficiente?

La revista Realidad Económica y el Instituto Argentino para el Desarrollo Económico (IADE) realizaron el panel virtual "El endeudamiento de los sectores populares: ¿inclusión financiera deficiente?" con las exposiciones de Alberto Gandulfo, María Laura Pegoraro, José Morales y Lucía Cavallero

En las palabras de apertura, Marisa Duarte, presidenta y directora del IADE, presentó a los expositores y realizo una pequeña introducción de la problemática a tratar sobre el endeudamiento de los sectores populares y la microeconomía en tiempos de pandemia. 

Alberto Gandulfo inició indicando como eje central para tener en cuenta que el principal problema no es la pobreza en sí, sino el modelo económico que rige en Argentina y América Latina de desigualdad y concentración económica y que es la causa de la misma. Esto se traduce hoy, con un contexto de crisis, en una aceleración inédita del endeudamiento de los sectores populares y que atraviesa a todos los sectores, desde el aumento del uso de las tarjetas de crédito hasta los créditos usureros a tasas de interés de hasta 200% anual.

Hoy tenemos que generar trabajo y a través de un sistema de finanzas solidarias recuperar la lógica del trabajador diversificando el territorio argentino con una lógica de producción y organización. Para ello es necesario transformar el estado, democratizar el mercado y fortalecer la organización popular.

A continuación, José Morales presento en base a el trabajo “Situación de los ingresos y deudas de los hogares. El impacto de la pandemia en los sectores medios del Gran Resistencia” en el mismo se realizaron encuestas en los sectores medios y bajos de la población de resistencia para poder ver los cambios en los ingresos y deudas en los hogares de la gente.

Algunos datos arrojados del trabajo fueron por ejemplo que más del 50% de los encuestados tienen ingresos menores a $30.000. También que 50% de los encuestados mantuvo constante sus ingresos, aunque otro 30% si sufrió pérdida de ingresos. Aunque el expositor indica que a pesar de que 50% indico no sufrir pérdida de ingresos su poder adquisitivo si bajo teniendo en cuenta un contexto de aumento de precios e inflación. Esto es significativamente más grave en el género femenino. Respecto a el endeudamiento en los hogares el 98% de los encuestados tomo algún tipo de deuda o se endeudo de alguna manera. 

Luego María Laura Pegoraro complemento la exposición de José saliendo del dato en sí y profundizando en sectores de la población realizando entrevista a personas en los sectores medios y bajos de diversas profesiones. Lo que arrojo entre otras cosas en los sectores medios es un cambio en la composición de los gastos y que la mayoría de esta gente pudo ahorrar por el contexto de encierro, también que en estos sectores donde no perdieron el ingreso no hubo endeudamiento significativo. En los sectores populares es una realidad totalmente diferente, que con las restricciones y la imposibilidad de realizar changas y trabajos informales para complementar sus ingresos se vieron fuertemente afectados. Lo que se observa es que el ahorro en los sectores medios contrasta directamente contra la pérdida de ingresos del otro sector y que el endeudamiento en los sectores populares a diferencia fue mucho más fuerte. 

Finalmente Lucía Cavallero cerró con una perspectiva sobre las economías feminizadas y la deuda en las mujeres. 

 

24 de junio de 2021

Noticias relacionadas

Luis Ibarra. Una clara división corta la política de Uruguay. Dos polos, no necesariamente alternativos, se...
Leticia Garziglia, Fernando Vicente Prieto. Una conversación con Mónica Peralta Ramos sobre los impactos de la deuda externa en los países del...

Compartir en