“Los EE.UU. dan prioridad a sus maniobras contra Rusia, no a las vidas de los ucranianos”.

La invasión de Ucrania por parte del presidente ruso Vladimir Putin supone un absoluto desastre para Ucrania, y la guerra no marcha bien para las fuerzas rusas, que están sufriendo grandes pérdidas y puede que se estén quedando sin suministros y sin moral. Quizás por ello, el presidente ucraniano, Volodimir Zelenski, animado también por el apoyo que Ucrania ha recibido de los países occidentales, afirmó hace unos días en la emisora estatal griega ERT que "la guerra terminará cuando gane Ucrania".

Hacerse con los activos de los oligarcas rusos

La amenaza de confiscación de los activos de los oligarcas rusos lleva flotando por lo menos desde diciembre de 2021, más o menos cuando Rusia comunicó su ultimátum a Estados Unidos y comenzó las maniobras militares alrededor de las fronteras de Ucrania. Los activos los "congelaron" (o los confiscaron incluso) los Estados Unidos y una serie de países, en su mayoría europeos, tras el inicio de la invasión rusa el 24 de febrero. ¿Qué lecciones se pueden extraer hasta el momento?

Una guerra que todos hemos perdido

La Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) fue creada el 4 de abril de 1949 en Washington mediante un pacto militar firmado, en aquel entonces, por Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Bélgica, Canadá, Noruega, Dinamarca, Islandia, Italia, Países Bajos, Portugal y Luxemburgo. En la actualidad la lista de países se ha engrosado y –de los doce apóstoles iniciales– ahora el número de integrantes alcanza los veintinueve miembros: Albania, Alemania, Bélgica, Bulgaria, Canadá, República Checa, Croacia, Dinamarca, Estados Unidos, Estonia, Eslovaquia, Eslovenia, España, Francia, Grecia, Hungría, Islandia, Italia, Letonia, Lituania, Luxemburgo, Montenegro, Noruega, Países Bajos, Polonia, Portugal, Reino Unido, Rumania y Turquía.

Geopolítica y Guerra

Jorge Molinero (Especial para sitio IADE-RE) | La situación internacional actual está dominada por la guerra entre Rusia y Ucrania. Un bombardeo de noticias nos llega todos los días, donde es difícil discernir lo cierto de las fake news.

Declaración de la REDH sobre el voto argentino en el consejo de derechos humanos de la ONU

La Red de Intelectuales y Artistas en Defensa de la Humanidad – Capítulo Argentina, ante la censura universal que ha silenciado no sólo a los medios de comunicación rusos, sino a lxs periodistas y redes que desde los países de Occidente luchan contra la desinformación, la mentira mediática y la versión única establecida por Estados Unidos,  la OTAN y la Unión Europea, advertimos que lamentablemente el gobierno argentino ha tomado una decisión que entraña un grave peligro.

Ucrania, otra gran manipulación

Mientras siguen apareciendo revelaciones sobre los crímenes que los “banderistas” ‎ucranianos cometieron durante los 8 últimos años, Occidente se empeña en ver sólo el ‎sufrimiento de los civiles durante la intervención rusa. La opinión pública ‎occidental se mantiene en la más completa ignorancia sobre las causas profundas de la guerra ‎y los hechos que llevaron al Kremlin a tomar la decisión de intervenir. En todo caso, ‎los “banderistas” están perdiendo la guerra y las potencias preparan el final de ‎este conflicto. ‎

La mano que mece la cuna

El lunes 7 de marzo las fuerzas militares rusas localizaron una red de seis laboratorios en la zona del Donbas. Las instalaciones halladas, algunas parcialmente desmanteladas, corresponden a laboratorios de investigación militar gestionados por investigadores estadounidenses y ucranianos en forma conjunta. Los documentos encontrados en los laboratorios se vinculan con la contratista Southern Research Institute, adscripta a la Agencia de Reducción de Amenazas de Defensa (DTRA), una dependencia del Pentágono.