Los diez hombres más ricos duplican su patrimonio mientras los ingresos del 99% restante se deterioran por la COVID


Intermón Oxfam publica su informe anual en el que destaca que "luchar contra las desigualdades evitaría la muerte de 21.000 personas al día, de una persona cada cuatro segundos", por la falta de acceso a servicios de salud, la violencia de género, el hambre y la crisis climática

La pandemia del COVID sigue incrementando la desigualdad en el mundo. Los diez hombres más ricos han duplicado su fortuna, que ha pasado de 700.000 millones de dólares a 1,5 billones de dólares durante los primeros dos años de la pandemia. Mientras, los ingresos del 99% de la humanidad han empeorado con la COVID, que ha empujado a la pobreza a más de 160 millones de personas. Esta es una de las conclusiones del informe de Oxfam Intermón Las desigualdades matan, publicado este lunes con motivo de la "Agenda de Davos” del Foro Económico Mundial.

Desde el inicio de la pandemia, a nivel mundial los milmillonarios han aumentado su fortuna en cinco billones de dólares, más que en los últimos 14 años acumulados. Se trata del mayor incremento de la riqueza de los milmillonarios desde que se tienen registros, según el estudio de la ONG. La magnitud de acumulación de riqueza es tal que si se aplicara un impuesto excepcional del 99% sobre la variación de la riqueza generada desde el comienzo de la pandemia para los diez hombres más ricos, se podría financiar "la vacuna contra la COVID para todo el mundo además de servicios de salud y protección social universales, dotar de recursos las necesarias medidas de adaptación climática y reducir la violencia de género en más de 80 países", señalan desde Oxfam. Aunque pagaran este impuesto, estos hombres seguirían teniendo 8.000 millones de dólares más que antes de la pandemia, según asegura la ONG.

"Hay quien ha tenido una pandemia de lujo. Mientras los bancos centrales y los gobiernos de los países ricos inyectaban billones de dólares para salvar la economía, una gran parte parece haber acabado en los bolsillos de los más ricos que se han aprovechado del auge de los mercados bursátiles y otros activos. El resultado, más riqueza para unos pocos y más deuda pública para todos. Se estima que la desigualdad entre países crecerá por primera vez en una generación. Las vacunas son un imperativo y una condición de mínimos necesaria para que cualquier país pueda encarar la recuperación ya que aún hay millones de personas en el mundo que no tienen acceso ni a una dosis”, señala Franc Cortada, director de Oxfam Intermón. 

"Si estos diez hombres perdieran mañana el 99,999% de su riqueza, seguirían siendo más ricos que el 99% de las personas del planeta", subraya Cortada: "Actualmente, acumulan seis veces más riqueza que los 3.100 millones de personas más pobres del mundo juntos".

La ONG utiliza fuentes de instituciones como el FMI, el Banco Mundial, Crédit Suisse o el Foro Económico Mundial que han han estimado que la pandemia ha provocado un aumento de las desigualdades dentro de los países en todo el mundo. Desde el inicio de la pandemia, ha surgido un nuevo milmillonario en el mundo cada 26 horas mientras que más de 160 millones de personas han caído en la pobreza.

Este pequeño y elitista club de milmillonarios está formado por 2.775 personas, que han visto crecer su patrimonio durante la pandemia más que en los últimos 14 años. Según Oxfam Intermon, se trata del mayor incremento anual de la riqueza de los milmillonarios desde que se tienen registros, y está sucediendo en todos los continentes del planeta.

El fuerte incremento de la riqueza de este grupo de personar se debe, según la ONG, "al aumento desorbitado de los precios de los mercados de valores, el apogeo de las entidades no reguladas, el auge del poder monopolístico y la privatización, junto a la erosión de las normativas, los tipos impositivos a las personas físicas y las empresas y los derechos laborales y los salarios; todo ello propiciado por la instrumentalización del racismo".

En el caso de España, tan sólo durante el primer año de pandemia, más de un millón de personas pasaron a encontrarse en situación de carencia material severa. Mientras, desde el inicio de la pandemia, los 23 principales milmillonarios españoles han visto crecer su riqueza un 29%. 

Estas desigualdades tienen una grave repercusión en la vida de miles de personas. En el informe de Intermón se detalla que "luchar contra las desigualdades evitaría la muerte de 21.000 personas al día, o dicho de otra manera, de una persona cada cuatro segundos" por la falta de acceso a servicios de salud, la violencia de género, el hambre y la crisis climática.

“Los Gobiernos mundiales deben garantizar que las personas y empresas más ricas paguen los impuestos que en justicia les corresponden e invertir estos recursos recaudados en servicios de salud y protección social universales, en medidas de adaptación al cambio climático, y en prevención de la violencia de género, así como asegurar un acceso universal a las vacunas contra la COVID19. Asimismo, es fundamental definir políticas que garanticen que las mujeres, las personas racializadas y otros grupos oprimidos estén representados en todos los espacios de toma de decisiones”, subraya Cortada. 

Ante esta situación Intermón Oxfam solicita al Gobierno español que "avance en la progresividad y suficiencia del sistema tributario español en su conjunto", que garantice que los fondos europeos de recuperación "sean una oportunidad real y efectiva para reducir las desigualdades, combatir los efectos del cambio climático y beneficiar a la población que se encuentra en mayor riesgo de vulnerabilidad", además de "reforzar las políticas de protección social" y "continuar mejorando la inversión en sanidad y educación".

 

elDiario.es - 17 de enero de 2022

Noticias relacionadas

Guy Standing. A lo largo del siglo pasado, los socialdemócratas apoyaron un modelo de sociedad en el que los...
Dylan Sullivan. Los teóricos de la dependencia y del sistema-mundo han argumentado por mucho tiempo que el “...

Compartir en