Justicia chilena condena al ex nazi, Paul Schaefer, por violación a menores

Uno de los personajes más siniestros de la era de la dictadura del general Augusto Pinochet , el alemán Paul Schaefer, fue condenado hoy a 20 años de prisión por los delitos de abusos y violación sodomita cometidos en contra de 25 menores, ocurridos dentro de la ex Colonia Dignidad. ENRIQUE GUTIERREZ CORRESPONSAL Fuente: La Jornada

Santiago, 24 de mayo. Uno de los personajes más siniestros de la era de la dictadura del general Augusto Pinochet , el alemán Paul Schaefer, fue condenado hoy a 20 años de prisión por los delitos de abusos y violación sodomita cometidos en contra de 25 menores, ocurridos dentro de la ex Colonia Dignidad.

El fallo fue dictado por el juez Hernán González, en el juzgado de letras de Parral, ciudad próxima al asentamiento germano situado en una zona montañosa a 350 kilómetros al sur de Santiago, en relación a los delitos de violación respecto de cinco de los 25 niños y que fueron cometidos entre 1993 y 1997.

El magistrado, que concluyó que los delitos estaban comprobados y eran acreedores de presidio en su máximo grado, además condenó al ex jefe del enclave ahora llamado Villa Baviera a pagar una indemnización equivalente a 1.5 millones de dólares a 11 niños por daños morales, al acoger una demanda presentada por sus familiares.

Paul Schaefer, de 84 años y ex enfermero del ejército nazi, fundó en 1962 la entonces Colonia Dignidad con unos 250 inmigrantes alemanes, que tenía fines benefactores y de educación. Pero su llegada a Chile obedecía a que huía de su país de origen de las primeras acusaciones de sodomía contra dos adolescentes.

Al cabo del tiempo el enclave, al que arribó también el ex capitán de aviación nazi Hermann Schmidt, se convirtió en un centro de torturas y lugar de desapariciones al servicio de la dictadura pinochetista tras el golpe militar del 11 de septiembre de 1973 que derrocó al presidente socialista Salvador Allende.

Pinochet mismo visitó durante su régimen el asentamiento, y tendió un manto protector que permitió al ex cabo enfermero de la segunda guerra mundial instalar su propio paraíso de la pedofilia y una fortaleza para su secta luterana, gracias a la cual acumuló una inmensa fortuna, hoy diluida en otras manos.

Schaefer, quien era buscado por la justicia chilena desde 1997 por secuestro y abuso sexual de 27 menores, fue detenido en marzo del año pasado en Buenos Aires por Interpol y expulsado a Chile para quedar desde entonces detenido. Además, enfrenta otro proceso por violaciones a los derechos humanos durante el pinochetismo.

De esta forma, el juez especial Hernán González pone fin a casi 10 años de investigación, ya que la primera querella fue presentada en junio de 1996, tras lo cual se han realizado una veintena de allanamientos a la ex Colonia Dignidad y cientos de interrogatorios, donde también se han hallado fosas comunes y alijos de armas.

En tanto, la presidenta Michelle Bachelet reafirmó su decisión de erradicar la impunidad en el país, pero señaló que su gobierno debe respetar los fallos de la justicia, en alusión a críticas de Amnistía Internacional en torno a que Chile no ha ratificado el Estatuto de Roma de la Corte Penal Internacional y al uso que se sigue haciendo de la ley de amnistía de 1978 para absolver a ex represores.

En otro orden, el Colegio de Periodistas de Chile presentó una demanda contra el Estado por unos 3.8 millones de dólares por el secuestro y asesinato del periodista José Carrasco, ocurrido en 1986.