Adelanto del Informe de Coyuntura N º 16

CIFRA
La elevada generación de puestos de trabajo, la reactivación de las paritarias y de los salarios reales, los aumentos en los haberes jubilatorios y las políticas expansivas de ingreso tuvieron como consecuencia importantes mejoras en las condiciones de vida de la población durante la última década. Una forma de evaluar esto es a partir de los niveles de pobreza e indigencia.

Así cabe apuntar que la evolución de la tasa de pobreza muestra una fuerte y sistemática tendencia decreciente en los últimos diez años. De manera que pasó de afectar al 49,7% de las personas en 2003 al 27,2% en 2007, y en 2013 descendió nuevamente al 17,8% de la población, 1 punto porcentual inferior al registro de 2012 (18,8%).

Centro CIFRA - mayo de 2014